Ley de Alquileres: el Colegio Inmobiliario rechazó las modificaciones y alertó de una posible crisis

El Colegio Inmobiliario de la Ciudad de Buenos Aires expresó “su absoluto y enérgico rechazo” a las modificaciones propuestas en la Ley de Alquileres que fueron aprobadas en el Senado. Desde la entidad, consideran que estas medidas empeorarían la situación, por lo que le piden a la Cámara de Diputados que las rechace.

El proyecto aprobado establece contratos de tres años y plantea ajustes semestrales en moneda nacional, utilizando un coeficiente que combina la variación salarial y el índice de estabilización de referencia. Además, se otorgan beneficios fiscales a propietarios e inquilinos, como la exención del Monotributo para ingresos de hasta dos inmuebles y la posibilidad de deducir del Impuesto a las Ganancias un porcentaje del monto anual del contrato de alquiler.

Sin embargo, el Colegio Inmobiliario argumenta que estas medidas “no brindan una solución a la problemática, y, de efectivizarse, provocaría una situación aún peor que la generada por el actual ordenamiento legal del mercado”. En este sentido, abogan por volver a contratos de dos años y ajustes basados en índices que reflejen la inflación real.

La presidenta del Colegio Inmobiliario, Marta Liotto, afirmó que el mantenimiento “de los contratos con un plazo mínimo de tres años y un índice de actualización que es la mitad de la inflación real provocaría una caída aún mayor de la oferta, profundizando la actual crisis, que ya es la peor en la historia del sector”.

Liotto explicó: “Nosotros queremos volver al contrato de dos años, para que el mercado crezca. Se necesita volver a un contrato de 24 meses para que los propietarios empiecen nuevamente a poner los inmuebles en oferta”. 

En diálogo con Perfil, la presidenta de la entidad se refirió a la actualización. En este sentido, sostuvo: “Sin duda no corresponde que sea anual y no puede ser por debajo de la inflación bajo ningún punto de vista. Al menos que sean con el ajuste de inflación, con el ajuste del costo de vida o con el ajuste de aumento de salario, que la gente se pueda poner de acuerdo respecto a cuál es el índice que ajusta”.

Mediante un comunicado, la organización subrayó que “se ha expresado en numerosas oportunidades, tanto públicamente como frente a legisladores de ambas cámaras, respecto a cuáles deberían ser los cambios que se deberían realizar a la actual norma a fin de lograr una recuperación del mercado de alquileres”. 

“Dichas reformas son las que se encontraban plasmadas en el Proyecto que cuenta con media sanción de Diputados, por lo que la entidad reafirma la necesidad de que el nuevo texto sea rechazado en la Cámara Baja y se insista con el que oportunamente había sido aprobado en esa instancia”, aseguró Marta Liotto. “Los propietarios, inquilinos y la sociedad toda esperan y merecen que sus representantes les brinden soluciones reales y concretas a los problemas que, como este, requieren urgentemente una solución”, destacó.