Ley Ómnibus: el Gobierno definió a los funcionarios que van a ir a las comisiones en Diputados

Este martes inicia el tratamiento de la Ley Ómnibus en las comisiones de Diputados y el gobierno ha designado a varios funcionarios, como anticipó el vocero presidencial Manuel Adorni, para defender el proyecto ante el Congreso. 

Entre los participantes confirmados se encuentran los ministros del Interior, Guillermo Francos; de Seguridad, Patricia Bullrich; de Infraestructura, Guillermo Ferraro; de Justicia, Mariano Cúneo Libarona; de Capital Humano, Sandra Pettovello, y el secretario de Energía, Eduardo Chirillo.

“Los ministros van a explicar en el Congreso lo que haga falta, entiendo que todos los ministros tienen la intención de explicar la parte del proyecto que les corresponda, comentarán los problemas de interpretación que haya, en los próximos días se conocerá la agenda de los ministros”, explicó Adorni en conferencia de prensa.

A partir de este martes, se realizarán plenarios de las comisiones de Legislación General, de Presupuesto y Hacienda y de Asuntos Constitucionales, al que irán funcionarios del Gobierno para explicar y responder preguntas sobre la normativa.

En ese sentido, el portavoz adelantó que, “si es necesario que Federico Sturzenegger lo haga, también lo hará, se buscará en este poco tiempo ser lo más eficiente posible”, en referencia al economista que fue llamado “padre” de la Ley Ómnibus y el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) de desregulación económica.

Tras la conformación de las comisiones, la semana pasada estuvo marcada por escenarios de discusiones y tensión. Por su parte, el kirchnerismo ya tiene decidido el rechazo del proyecto y buscará sumar volumen para intentar bloquear el paquete de reformas, como el mega DNU que ya está en vigencia, en el caso de que llegue al recinto. Por otro lado, un sector de Juntos por el Cambio planteó la necesidad de apurar en el Congreso el debate de este megaproyecto de reformas del Estado.

Entre los tantos ítems que componen la Ley Ómnibus, los puntos que más dudas generan comprenden a la delegación de facultades legislativas al Presidente, la suspensión de la fórmula de movilidad jubilatoria, la reforma electoral y la suba de impuestos. En este aspecto, advierten que el debate fracasará si la postura del Gobierno es ir a “todo o nada”.

No obstante, de ser aprobado el megaproyecto de Ley con modificaciones en 300 artículos, todavía tendría que pasar al Senado, discutirse en comisiones, y luego llegar al recinto, algo que muy difícilmente podría suceder antes del arranque de febrero.