Congreso: el Gobierno aplica el protocolo antipiquetes y refuerza la seguridad

En la antesala de la maratónica sesión en la que el Gobierno buscará aprobar en Diputados el proyecto de la ley Ómnibus, la ministra de Seguridad Patricia Bullrich ya dio la orden de aplicar el protocolo protocolo que debutó el 20 de diciembre y se replicó parcialmente durante la movilización de la CGT del miércoles pasado.

Unidad Piquetera, que reúne a organizaciones sociales de izquierda se movilizará desde el mediodía hacia la Plaza del Congreso junto a sindicatos como la Asociación Gremial Docente de la UBA y a los Trabajadores del Neumático, entre otros. La seccional de ATE Capital, a cargo de Daniel Catalano, estudia sumarse desde la tarde.

“Activamos el protocolo y vamos a ordenar la manifestación que está convocada”, le escucharon decir a Bullrich.

Fuerzas federales monitorearán los accesos a la Ciudad, las estaciones de ferrocarril y reforzarán la seguridad del Palacio Legislativo. Bullrich, que inmortalizó la frase de las “14 toneladas de piedra” en la manifestación de 2017 cuando el gobierno de Cambiemos que integraba impulsó la reforma de cálculo previsional, no cree que exista un escenario de alerta similar.

Esta vez, a diferencia de entonces, el grueso del peronismo, los intendentes, la CGT y organizaciones sociales no se movilizarán al Congreso. “El protocolo se aplica igual”, advirtieron en Seguridad.

La Policía de la Ciudad, a cargo de Diego Kravetz y del ministro Waldo Wolf, dispuso que los manifestantes deberán manifestarse en la Plaza sin interrumpir el tránsito. “Será arriba de la vereda. Nosotros armamos dispositivo de seguridad”, señalaron fuentes porteñas.

Las agrupaciones piqueteras apuestan a convocar a más de 15 mil manifestantes. “Durante la tarde habrá asambleas populares y se van a ir sumando colectivos culturales”, expresaron.

“Vamos a ver cuál es el dispositivo represivo de la Ciudad y la Nación. Nos vamos a manifestar pacíficamente como ocurrió el 24 (de enero) cuando no hubo ningún problema”, señaló Eduardo Belliboni, del Polo Obrero.