El Gobierno convocó a un Comité de Crisis ante el incremento de la violencia narco en Rosario

Este viernes, el Gobierno nacional convocó a un comité de crisis por la ola de violencia narco en Rosario, después del crimen de dos taxistas y la balacera contra un colectivero. El comité está integrado por la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich; el gobernador de Santa Fe, Maximiliano Pullaro; y todas las fuerzas de seguridad.

El jueves pasado, el mandatario santafesino había elevado un pedido mediante una nota dirigida al Ministerio de Seguridad para llevar a cabo la convocatoria. 

Según trascendió, la medida se implementó debido a que “en los últimos días se han producido en la Ciudad de Rosario hechos delictivos de extrema gravedad, que generaron en esa ciudad una situación de conmoción social, lo que hace necesario el urgente esfuerzo coordinado del ESTADO NACIONAL y de la PROVINCIA DE SANTA FE en orden a restablecer la seguridad interior”.

Además de Pullaro y Bullrich el comité está integrado por autoridades de Gendarmería, Prefectura, Policía Federal, Policía de Seguridad Aeroportuaria y Servicio Penitenciario Federal. Asimismo, tanto la ministra como el gobernador solicitarán el apoyo de las Fuerzas Armadas en operaciones de seguridad interior en Rosario.

El comité formado por Pullaro y Bullrich tiene amplias facultades, incluyendo la capacidad de ordenar el uso de la fuerza, su suspensión y conclusión, así como la graduación de su intensidad. También pueden convocar a otros funcionarios y organismos. 

Aunque inicialmente se estableció que el comité funcionaría hasta el 9 de julio, la resolución les permite a la ministra y el gobernador extender ese plazo.

Los últimos episodios de violencia que sacudieron a la ciudad fueron los asesinatos de dos taxistas, Héctor Figueroa y Diego Celentano, el martes y el miércoles. Ambos crímenes tuvieron características similares e incluso se utilizó la misma arma 9 mm. En tanto, el jueves por la tarde, fue baleado un chofer de trolebús, otro crimen con características mafiosas.

Estos sucesos ocurrieron luego de que el Gobierno provincial difundiera imágenes de una requisa al estilo Bukele en el penal de Piñero, donde están detenidos presos de alto perfil relacionados con el narcotráfico.