Larroque le “sopló” un dirigente a Sabbatella y Kicillof tensiona con Nuevo Encuentro

La pelea entre el gobernador Axel Kicillof y el kirchnerismo duro terminó la etapa de desmentidas y comenzó una batalla a cielo abierto en donde Andrés “Cuervo” Larroque toma un rol protagónico.

Es que mediante el Decreto Nº 311, el ministro de Desarrollo de la Comunidad, nombró como subsecretario de Coordinación Institucional a Adrián Grana, un exdirigente de Nuevo Encuentro y que reportaba ante el Palacio municipal de Morón.

Si bien Grana se alejó de Martín Sabbatella hace un tiempo, la oficialización de su nombramiento sella un acuerdo con “El Cuervo”, donde lo contiene políticamente bajo el paraguas de “La Patria Es el Otro”, un frente político donde se amparan las organizaciones kirchneristas enemistados con la lógica camporista.

En paralelo, los acuerdos que tenía el gobernador con el espacio nacido al calor de la división del peronismo en 2009, dónde Sabatella compitió con Néstor Kirchner por las elecciones legislativas, mantienen una tensa calma, pese a que el propio líder del espacio asumió como Presidente de la Cuenca del Río Reconquista.

Todo esto se da mientras Kicillof mantiene una disputa con Máximo Kirchner por el lugar que ocupa cada uno en el peronismo bonaerense y el rol ante el escenario político nacional.

Semanas atrás, Kicillof reclutó al exalcalde de La Costa, Cristián Cardozo, que peleado con la familia De Jesús, dejó el distrito que comandó hasta diciembre de 2023. Ahora, será el encargado de administrar el estadio Diego Armando Maradona, en La Plata, bajo el mando de Carlos Bianco y que podría albergar a Madonna en los próximos meses.